+34 941 147 653 frucosol@frucosol.com Área Privada

Podemos crear estilo propio en nuestro negocio con un buen montaje de mesa.

Para continuar con el anterior post sobre el montaje de la mesa, una vez colocados los platos y cubiertos, los segundos elementos que se colocan son las copas y las servilletas.

Copas y vasos

El orden protocolario es la copa de mayor tamaño para servir el agua, a su derecha deberás colocar la copa de vino tinto y seguidamente la de vino blanco.  Por último, en el caso de que haya copa de cava, esta deberás colocarla a continuación de la copa de vino blanco. Otra regla correcta para colocar las copas y vasos puede ser por orden de servicio.

Las copas se sitúan frente al plato, Pueden ser colocadas en una hilera recta, en diagonal respecto al plato, o haciendo una curva. Siempre desplazadas ligeramente a la derecha del comensal para no ocupar todo su frente.  

Las copas deben ser todas de la misma cristalería, compartiendo el mismo diseño, forma, talla y color.

Habitualmente, se suele colocar simplemente una copa o vaso de agua y una copa de vino. En los restaurantes suelen ser las piezas de la cristalería colocadas por defecto. Posteriormente, se podrán disponer más copas, o bien cambiarlas por otras distintas en función de la bebida solicitada por el cliente. Cuando se cambia de marca o añada de vino también se deben cambiar las copas.

Además, si hay algún comensal menor de edad y no puede beber alcohol, se deberá retirar las copas de vino.

Para terminar la comida, se puede ofrecer algún licor que se ofrecerá en otra copa más pequeña o vaso de licor.

Si se va a servir café durante la comida, se tiene que colocar la taza y el plato a la derecha de la copa más pequeña.

Si sólo vas a servir café con el postre no hace falta colocar la taza desde el principio.

No es necesario colocar la taza de café desde el principio si sólo se va a servir en el postre.

Las copas deben estar limpias y transparentes, evitando piezas rayadas o deterioradas.

La correcta limpieza de las copas y vasos son elementos que pueden ayudarte a dejar a tus clientes impresionados y con ganas de volver a tu establecimiento. Nuestras abrillantadoras de copas y vasos hacen te proporcionarán un secado profesional y totalmente higiénico. 

Servilletas

Son un elemento imprescindible ya sea para un evento formal o para cualquier otra celebración menos formal.

Las servilletas tienen que ser de tela e irán a juego con el mantel. Deberás situarlas encima del plato o a la izquierda del primer tenedor.

Se pueden presentar enrolladas de forma cilíndrica o con pliegues decorativos para darle un toque más bonito.

La servilleta no debe meterse dentro de la copa, esto no es nada elegante.

¡Ya tienes la mesa perfectamente montada para atender a tus comensales! Recíbelos con una gran sonrisa. No olvides que el trato es algo fundamental.

frucosol 5:22 am